Vinos alemanes riesling: lo que debes saber al comprar

Vinos alemanes riesling: lo que debes saber al comprar

Los vinos blancos alemanes son apreciados internacionalmente por su calidad. Son unos vinos fáciles de beber y que gustan a todo el mundo, siempre que les guste el vino blanco, claro. Aunque también es frecuente que alguien diga aquello de “a mi no me gustan los vinos blancos” hasta que prueba un riesling alemán y cambia de opinión. Por ello, es interesante conocer un poco más sobre su procedencia, elaboración y las bodegas que conviene tener en cuenta.

Viñas y cultivo de vinos alemanes

Hablar de vinos blancos alemanes es hablar, necesariamente, también de Riesling, ya que es la variedad reina de la viticultura alemana, aunque por supuesto se cultivan otros variedades blancas y tintas en el país. Se trata de una uva originaria de la región del Rhin y, pese a que también se cultiva en otros países, es en el país germano donde se realiza de manera más extensa. La climatología fría y húmeda de Alemania va ligada a la variedad, el viñedo de riesling se desarrolla de manera óptima en estas condiciones climáticas. Como variedad tiene unas características propias que se identifican rápidamente con la uva riesling: su marcada acidez con aromas florales, notas cítricas y de manzana. A su vez, es una de las variedades más expresivas y transmite el terroir en el que se cultiva, como una portavoz del suelo de la viña, por ello, es frecuente que se den vinos diferentes en una misma parcela cuando se produce un cambio del tipo de suelo. De ahí que se destaque el carácter mineral de la variedad riesling, rasgo que armoniza el vino. El resultado son vinos con ricos matices, con cuerpo y de complejos aromas.

Cabe destacar que los vinos de riesling, debido a su alta acidez y buena estructura, tienen una muy buena evolución en botella y se conservan en perfectas condiciones durante muchos años, incluso mejoran en botella. Es habitual ver que un vino de riesling básico evoluciona de manera muy positiva durante los siguientes 7 años tras su embotellado, y uno de alta gama puede seguir mejorando y evolucionado en botella durante los siguientes 50-70 años. Los vinos alemanes de riesling, generalmente, no se vinifican con crianza en barrica, ya que la propia uva ya tiene una buena estructura y en este caso no aportan longevidad al vino. Por tanto, los vinos de riesling alemanes son un concepto de vino blanco muy diferente al concepto de blanco español, pensado y elaborado para consumir en los años inmediatos.

En cuanto a su cultivo, los vinos alemanes suelen estar orientados al sol para aprovechar al máximo las horas de luz intensa disponibles, normalmente situados en las laderas, próximos a las riberas de los ríos. De hecho, las 13 regiones vinícolas de Alemania se sitúan entorno a los ríos Rin, Mosela y Nahe.

Respecto a las clasificaciones de calidad de los vinos alemanes, desde el año 2012 los vinos de calidad se rigen por la nueva clasificación VDP - Verband Deutscher Prädikatsweingüter (asociación alemana de bodegas productoras de vinos de calidad). Actualmente la VDP representa a 195 bodegas socias distribuidas en las 13 denominaciones existentes. Hoy en día se considera que la VDP agrupa a los mejores productores de Alemania, aunque existe algún productor de calidad no asociado. Para poder pertenecer a la VDP los socios han de cumplir unas normas muy estrictas de calidad. La finalidad de la clasificación del VDP es reafirmar el valor de los mejores pagos de Alemania como parte de un paisaje cultural único.

Categorías dentro de la clasificación VDP:

VDP Gutsweine: son el acceso a una jerarquía de calidad caracterizada por su origen. Los vinos provienen de pagos en propiedad y están elaborados conforme a los estrictos estándares de VDP.

VDP. Ortsweine: son vinos que provienen de los mejores viñedos dentro de un municipio. Son embajadores de sus respectivos terrenos. La base de estos vinos son variedades típicas de la zona y rendimientos limitados. El VDP Ortswein vinificado en seco está indicado como “Qualitätswein trocken”, y el que está tratado con azúcar residual, lleva las calificaciones tradicionales.

VDP. Erste Lage: indica pagos de primera categoría, con carácter propio, donde dominan condiciones de crecimiento óptimo y donde se puede comprobar que han sido producidos vinos de una calidad destacada durante mucho tiempo. Son plantados con variedades que han sido fijadas por la asociación regional. El vino vinificado en seco VDP. ERSTE LAGE está indicado como “Qualitätswein trocken”. El vino con azúcar residual de VDP ERSTE LAGE, de calidad suprema, lleva las calificaciones tradicionales como Kabinett, Spätlese, Auslese, Beerenauslese, Trockenbeerenauslese o Eiswein.

VDP. Groose Lage: distingue a los viñedos más valorados de Alemania. Los pagos está minuciosamente separados por parcelas. Aquí crecen los mejores vinos, que expresan el carácter de cada pago y tienen un potencial de envejecimiento extraordinario. Son plantados con variedades que han sido, según el pago, fijadas por la asociación regional. El vino vinificado en seco de VDP. GROSSE ALGE está clasificado como VDP. GROSSES GEWÄCHS e indicado, según normativa Estatal, como “Qualitätswein trocken”. El vino con azúcar residual de VDP GROSSE LAGE, de calidad suprema, lleva las calificaciones tradicionales como Kabinett, Spätlese, Auslese, Beerenauslese, Trockenbeerenauslese o Eiswein.

Logotipo distintivo vinos alemanes

Las clasificaciones de calidad del vino alemán pueden resultar un poco complejas si no estamos familiarizados, pero conocer algunos detalles nos ayuda a saber interpretar correctamente el etiquetado y la información disponible.

Aquí les dejamos una selección de vinos alemanes que pueden visitar en el enlace. No obstante, aprovechamos este post para destacar cuatro vinos, de cuatro bodegas diferentes y de cuatro regiones:

Dönnhoff Riesling Trocken 2014 , elaborado por la bodega Helmut Dönnhoff en la región vinícola de Nahe, al sudoeste de Alemania. Dicha región tiene una extensión vitícola de más de 4000 hectáreas. Las viñas se cultivan en colinas y laderas en pendiente. La producción de vinos del Nahe está dedicada a los blancos casi en su totalidad. La bodega helmut Dönnhoff comenzó a elaborar vinos en 1750, esta tradición familiar se ha ido heredando de padres a hijos hasta la actualidad. Hoy en día, sus viñas están repartidas en aproximadamente 25 hectáreas donde cuentan con parcelas destacadas en seis de los mejores pagos de Grand Crus. El suelo en el que están plantadas las viñas tiene un pasado volcánico y esta característica tan especial imprime en el vino unos matices únicos.

Vino alemán Dönnhoff

George Breuer Terra Montosa 2010, elaborado por la bodega George Breuer en la región de Rheingau. La bodega George Breuer cultiva sus viñas con sistemas de agricultura ecológica con el objetivo de conservar la fertilidad y riqueza del suelo, que a su vez se refleja en sus vinos. Esta bodega familiar elabora vinos blancos con criterios de calidad excelentes desde principios del siglo XX. La zona de Rheingau de aproximadamente 3300 hectáreas a la derecha del Rin. Protegidos por el Monte Taurus, estas viñas están orientadas hacia el sur en suelos pobres y pedragosos, donde la Riesling encuentra un terreno perfecto. 

Vino alemán Terra Montosa

Haart to Heart Mosel Riesling 2013, elaborado por la bodega Reinhold Haart en Piesport, en la región de Mosel. La bodega Reinhold Haart está dirigida por el joven Julian Haart, joven viticultor que a pesar de que comenzó a elaborar sus propios vinos en el 2011, ya se ha convertido en una de las promesas del vino alemán. La zona de Mosel, caracterizada por los suelos de pizarra, es la comarca vitivinícola más antigua de Alemania. Las laderas y terrazas en pendiente, orientadas hacia el sur o el suroeste, ofrecen un excelente microclima a las cepas

Vino alemán Haart to Heart

Gunderloch Nierstein Riesling 2012elaborado por la bodega Gunderloch situada en la región vinícola Rheinhessen, ubicada en el Palatino-Renano. Esta región es la mayor productora de vino en Alemania y a su vez, la que tiene unas temperaturas más cálidas, lo que favorece a la maduración de la uva y la cantidad de azúcar presente en el fruto. En la actualidad, la bodega Gunderloch, de larga tradición familiar y fundada en 1890, está dirigida por Johannes Hasselbach.

Vino alemán Gunderloch

Para consultar y comprar más vinos alemanes siga este enlace.

   

Etiquetas: vinos alemanes

Deja un comentario

* Nombre:
* E-mail: (No será publicado)
* Mensaje:
Escriba el código